Como influye el alcohol en el orgasmo femenino

El alcohol es considerado por muchas personas como un estimulante sexual,  entre sus efectos tenemos que inhibe el sistema nervioso central, por lo cual, nos sentimos muy relajados, y menos coartados o inhibidos socialmente. Nos permite relacionarnos con mucha más facilidad, soltarnos ante situaciones que podemos vivir como tensionantes o difíciles.

Pero más allá de ser un poderoso afrodisíaco y de permitir que el impulso sexual se genere, influye en el mecanismo de erección, dificultando  tanto el mantenerla, como el lograr una penetración y una relación sexual satisfactoria.

Cuando la situación se repite varias veces, se lleva a relaciones sexuales posteriores, actuando como un estímulo negativo, donde no se está concentrado en el placer, o en disfrutar sino en la dificultad para lograr o mantener la erección, convirtiéndose en un círculo vicioso que nos impide disfrutar plenamente nuestra sexualidad.

En las mujeres también actúa como un inhibidor físico, presentándose en ocasiones, pérdida de la sensibilidad, dificultades para la lubricación e irritación de la vagina con lo cual el orgasmo, puede ser difícil de lograr.
 
Es importante tener en cuenta que lo que estamos haciendo es condicionar la entrega y la sexualidad a las bebidas alcohólicas, lo que conlleva el hecho que nos sea aún más difícil disfrutar de ella, cuando no tengamos unas copitas encima.

En resumen, una copita en una velada, puede llegar a ser muy seductor, romántico o  muy sugerente, ayudándonos a crear un clima adecuado donde nos podamos relajar y sentir a gusto, pero el consumo de alcohol, no solo, no es el remedio para superar la anorgasmia, sino que puede convertirse en un factor desencadenante de ella.

Ante esta situación, es importante que podamos entender…

¿Qué es lo que me causa la inhibición?

¿Cómo vivo mi sexualidad?

¿Por que necesito el alcohol para soltarme, que es lo que está detrás de ello?

¿Por que pienso que el alcohol es la medicina adecuada para superar la anorgasmia?

Deja un comentario